lunes, 16 de junio de 2014

EL ENTORNO DE LA SENIETA (y 4): CASAS, ALJIBES, BALSAS, PILAS...


En el entorno del Fondet de la Senieta, como un elemento propio del hábitat tradicional de la comarca[1] y en general del sur peninsular, hay que dejar constancia de la presencia acreditada de una serie de aljibes y otros elementos de patrimonio hidráulico acompañando a casas tan antiguas como los aljibes. La presencia de estos artefactos para la captación y almacenamiento de agua es un requisito previo a la habitabilidad del territorio en sentido histórico, doblemente importante en nuestras tierras por ser imprescindible para las personas, para los animales y para los cultivos en un ambiente de indigencia pluviométrica estructural. 
Brocal cubierto con capilla a cuatro aguas y pila adosada
Detalle de la pila adosada  en este caso fabricada con bloques de piedra unidos con mortero
Remate interior de la capilla en cúpula con el soporte para la garrucha sobre un palo de olivera embutido en la obra. 
El aljibe, junto a la alberca (o “la balsa” como se dice por aquí), las minas y las galerías drenantes (en su caso)  con los sistemas de reparto (acequías, partidores, ...) son las fórmulas previas en la ocupación o ampliación del territorio en aquellos lugares en los que el riego tradicional basado en el aprovechamiento del río no era posible. Así que como una manifestación más de la antigüedad del paraje podemos decir que alrededor de La Senieta (y elevando el punto de mira, en toda la partida rural, en las elevaciones y lomas que le dan nombre) se registra una más que abundante presencia de aljibes junto a casas antiguas que evidencian una ocupación continuada del territorio. Algunos aún se mantienen activos, una excepción en el contexto de desaparición generalizada de un modo de vida tradicional pegado a la tierra. Y en ese contexto destacar que probablemente la mayor densidad de casonas y aljibes de la comarca se encuentra en las lomas de El Altet.
Una porchada
Recibidor
Detalle del recibidor. Conexión con el aljibe
Redactando la entrada me entero por la prensa del carpetazo dado por la Generalitat Valenciana a los cambios introducidos por el Ayuntamiento de Elche en la calificación urbanística del Clot y el Fondet como paso previo a la urbanización de la zona. Lo que se afirma aquí además de lo dicho en entradas anteriores, caso de estar los bienes catalogados y protegidos, debería ser argumento suficiente para parar los desaguisados urbanísticos que afortunadamente se han paralizado al menos de momento. En previsión de ulteriores intentos deberían multiplicarse los esfuerzos por parte de personas e instituciones interesadas para dar a conocer esos elementos: casas, aljibes e instalaciones hidráulicas que por su antigüedad e interés deberían estar localizadas, inventariadas y estudiadas como patrimonio que son, máxime cuando, abandonadas de cualquier apoyo y reconocimiento institucional, están siendo demolidas y abandonadas a marchas forzadas.
Pila de piedra en el interior de una porchada. Deben resaltarse las profundas huellas del uso
Como materiales para enmarcar lo dicho, a falta de trabajar el inventario de patrimonio hidráulico de la provincia publicado recientemente por la Diputación al que aún no he podido acceder, no existe un inventario comarcal similar al de la Confederación Hidrográfica del Júcar para la comarca del Medio Vinalopó elaborado con la pretensión de abarcar la rica diversidad de elementos históricos alrededor del agua. 
Aliviadero de la pila hacia el exterior
Dos elementos adicionales de carácter histórico ceñidos en este caso a los aljibes: 
Se les menciona como elementos de demarcación y frontera:

Una cita no presente en digital, aunque importante a mi criterio (cita extraída del repositorio de Dialnet): La herencia de los árabes ; los aljibes de bóveda en el sureste de la Península Ibérica, en relación con la vía Augusta

Detalle del aliviadero, un simple orificio en la base de la capilla
Un segundo pozo en las inmediaciones del primero.
Detalle del recibidor, colmatado. Pese a que se presenta parcialmente revestido de cemento, tanto el brocal como el interior del pozo se reviste de mortero hidráulico a base de cal 
Detalle del aliviadero
Final aparente de la mota de encauzamiento del aljibe.
En ausencia de los trabajos pioneros de Seijó Alonso sobre la materia es punto de partida obligado para nuestro territorio un interesante artículo de Margarita Box Amorós: Un aprovisionamiento tradicional de agua en el sureste ibérico : los aljibes

Además de aljibes de tinaja, es conocida la presencia de un aljibe de bóveda de 10 m. de largo, un modelo frecuente en los alrededores como veremos, con una mota de captación que se extiende por el corazón del Fondet, como puede apreciarse en el Gooble Maps. Se conserva inactivo, aunque aún almacena agua, con el brocal desmochado y tapado. Mantiene el recibidor y el aliviadero.

Brocal desmochado al final de la bóveda
Aspecto exterior de la bóveda
Para no terminar aburriendo al sufrido lector, dejo para una entrada posterior un muestrario más detallado de los elementos mencionados.


[1] ...”Por documentos de fecha inmediata a la Reconquista sabemos que existían en el campo de Elche más de 300 alijbes”... en Estudio acerca de la institución del riego de Elche..., Pedro Ibarra y Ruíz, p. 53


2 comentarios:

  1. Hola ! Muchas gracias por la creacion de este blog de gran interés, por las aportaciónes de informaciones sobre la senieta y su entorno asi que las fotos de calidad que las ilustran. Lo guardo en mis favoritos ! Saludos

    ResponderEliminar
  2. Gracias por comentar cathycats13. Como verás por lo dicho y lo que viene a continuación, la partida de El Altet en general acumula muchos elementos de interés poco o nada estudiados. Venga

    ResponderEliminar