sábado, 25 de junio de 2022

Notas alrededor de Antonio Serrano Peral

Debe considerarse esta entrada como material preparatorio para reproducir en digital el artículo que publicó en su día en la revista Arquitectura del Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid  sobre la restauración de Santa María recién terminada la Guerra Civil, prolongando la línea de la entrada anterior acerca de las restauraciones de santa María
1. El arquitecto. Hay varias notas biográficas en formato digital, de las que destacaría: 
  • Antonio Serrano Peral (1907-1968) Arquitecto moderno heterodoxo, Gaspar Jaen I Urbán, publicado en el I Congreso Pioneros de la Arquitectura Moderna Española (Cita: I Congreso Pioneros de la Arquitectura Moderna Española: Vigencia de su pensamiento y obra, Madrid, Fundación Alejandro de la Sota, 2014). Contiene las Actas digitales de las Comunicaciones aceptadas, de manera que se puede acceder al contenido de la comunicación de Gaspar Jaen. También puede obtenerse a través del repositorio institucional de la Universidad de Alicante: http://hdl.handle.net/10045/40864 
RESUMEN
Antonio Serrano Peral (1907–1968) ejerció la profesión de arquitecto a lo largo de casi cuarenta años, entre la fecha de su titulación en la Escuela de Madrid (1935), a los 28 años, y la de su temprana y trágica muerte en un accidente de tránsito a los 61 (1968). Anteriormente, en 1928, había obtenido el título de aparejador. A lo largo de estos años, de toda su abundante obra, quizás sean los edificios de viviendas lo que tiene más interés para un estudioso actual de la arquitectura y de la ciudad, tanto por el específico componente urbano con que el autor se planteaba estos trabajos, como por la variada gama de soluciones formales que encontramos para las mismas a lo largo de su trayectoria profesional. A efectos de nuestro estudio podemos clasificar el conjunto de los edificios de Serrano Peral en cuatro grandes grupos, según el uso a que se destinaban, pero todos ellos han tenido gran importancia en la creación de la moderna imagen de la ciudad de Elche: obras de carácter religioso (iglesias y conventos), edificios de viviendas, dotaciones o equipamientos y edificios industriales. Quedarían todavía por reseñar los jardines, ya que aunque este es un apartado de menor entidad en la obra del arquitecto, entre sus actuaciones podemos destacar ajardinamientos significativos de huertos de palmeras emblemáticos de la ciudad como el Hort del Colomer (1946), el Hort del Xocolater (hacia 1955) y el Hort del Gat (hacia 1965). Hay también que mencionar las obras de intervención (restauración, ampliación, reforma, etc.) en construcciones existentes. Sin embargo, estas últimas, a pesar de su especificidad, abundancia e interés, se pueden considerar incluidas en los cuatro apartados señalados más arriba. Dado que la arquitectura religiosa de Serrano Peral, desarrollada en toda la Diócesis de Orihuela, merece un estudio específico por su importancia en la postguerra española, no la incluiremos en nuestro estudio. Tampoco consideraremos otras obras urbanísticas de grandes dimensiones (en ocasiones barrios enteros, como la Sagrada Familia en Elche, de 1952–1962, o el José Antonio en Alicante, de 1952) proyectadas y construidas entre varios arquitectos, obras en las cuales, por lo general, se adoptaban soluciones menos personales, más prototípicas, quizá más de compromiso –aunque no por ello menos interesantes– que en las obras surgidas exclusivamente del estudio del autor.

  • El segundo artículo lleva como título Un arquitecto ilicitanoAntonio Serrano PeralReyes Candela Garrigós en Atrio. Revista de Historia del Arte, ISSN 0214-8293, ISSN-e 2659-5230, Nº. 1, 1989, págs. 61-66. Este, probablemente sea resultado de los trabajos preparatorios para su monografía: La obra arquitectónica de Antonio Serrano Peral, (cita: Reyes Candela Garrigós, Madrid, Dykinson, 2012). Adjunto el resumen e imagen de la cubierta del libro:

RESUMEN

 El principal objetivo de esta publicación es dar a conocer la obra de uno de los arquitectos más relevantes de Elche en el período de postguerra: Antonio Serrano Peral. Su capacidad creativa, el gran dinamismo, el inmenso tesón y empeño que puso en todas sus actividades; la tenacidad y dedicación empleadas le llevaron a destacarse como una persona honorable preocupada por su ciudad, sus costumbres y tradiciones. Por ello, además de su labora profesional como arquitecto y técnico, ejerció numerosos cargos inherentes al mundo cultural ilicitano (Basílica de Santa María y el Misteri) y a su entorno urbanístico (Palmeral, río Vinalopó, ensanches y ordenaciones urbanas). Sin duda, hay que considerar a Antonio Serrano Peral como uno de los artífices de la ciudad de Elche de mitad de la anterior centuria, tanto por sus creaciones y aportaciones -civiles y religiosas- como por su implicación en la cultura y tradición local.


2. Su obra. Menciono aquí simplemente los enlaces que he podido encontrar en Internet. Intentar proporcionar información gráfica y textual de los edificios que diseñó posiblemente supere el formato y las características de una o varias entradas del blog, aunque es posible al menos dedicar sucesivas entrada a los edificios locales más interesantes. Ya veremos

En URBIPEDIA.

Fotografía depositada en el ANC: FONS ANC1-255 / EUGENI D'ORS en el Arxiu Nacional de Catalunya (ANC)

3. El análisis del proyecto de restauración, según Yolanda Spairani (et. al). Reproducción parcial:

4.2 La restauración de 1939 a cargo de Antonio Serrano Peral.

 El 20 de febrero de 1936, la iglesia de Santa María fue incendiada. El templo quedó muy dañado, por lo que necesitó una intervención. En 1939 se creó para ello la Junta restauradora del Misterio de Elche y de sus Templos que encargó a Antonio Serrano Peral el proyecto y dirección de las obras de restauración bajo su total responsabilidad. A partir de ese momento y hasta su fallecimiento en 1968 se convirtió en el arquitecto conservador de la Basílica, realizando varias intervenciones(28). Este arquitecto realizó numerosos y diferentes tipos de proyectos de arquitectura entre los que se encuentran iglesias, viviendas, edificios industriales o dotacionales entre otros(29). El incendio generó una enorme destrucción, agudizando problemas estructurales que venían desde antes, creando problemas nuevos y acabando prácticamente con toda la ornamentación interior de la iglesia tal y como atestigua la documentación fotográfica del archivo particular de Serrano Peral. Según indica Serrano Peral, en su proyecto de restauración de 1939, las bóvedas presentaban tales daños que se debían sustituir y algunos arcos también requerían sustituciones puntuales de dovelas(30). La temperatura que se alcanzó durante el incendio provocó en los sillares de piedra caliza costras superficiales por calcinación, las cuales provocaron a su vez una deslajación con pérdida generalizada del acabado superficial de los sillares, cornisas y tallas, además de dejar completamente ennegrecido el interior de la iglesia. Las obras de restauración tras la guerra civil comenzaron, como se indicaba en el proyecto (que conservan sus descendientes), con la limpieza mecánica del interior de la iglesia. Simultáneamente se picó todo el estuco de yeso de la cúpula y se sustituyó por el actual realizado con mortero de cal y cemento, dejando un acabado completamente mimetizado con el resto de fábricas de piedra. Los arcos torales de la cúpula se reforzaron con hormigón armado, al igual que la cornisa de arranque de la cúpula. Se hicieron perforaciones en la sillería que forma el toro de la base del tambor en forma de “cola de milano” para crear un anclaje mecánico con el hormigón. Se colocaron armaduras y se creó un zuncho perimetral (Fig.5).

Fig. 5. Fotografía de la ejecución del zuncho en la base del tambor. Archivo particular de la familia Serrano Peral

 La bóveda del crucero sobre el órgano y la de la nave se desmontaron, y se sustituyeron por otras de sillería cogidas con mortero de cemento. La cubierta apoyada sobre estructura metálica realizada por Coquillat a principios de siglo también se intervino. Se sustituyó el forjado al completo debido a la corrosión de las viguetas metálicas, probablemente provocado por el contacto directo con los sulfatos, ya que la primera capa de rasillas del revoltón se recibió con yeso y la cubierta carecía de impermeabilización sufriendo numerosas filtraciones de agua. Serrano copió el sistema empleado por Coquillat, pero con una mayor luz inter-ejes de viguetas.(31), (32). Antonio Serrano Peral intervino también en las cornisas exteriores del edificio además de repavimentar la Basílica con mármol blanco y negro según su propio diseño dejando su impronta en el Templo de una forma visible. Las losas de piedra que conformaban el pavimento original las reubicó en las aceras que rodean al edificio ...

Para terminar, en el apartado de conclusiones del artículo se afirma:

... El incendio de 1936 provocó graves daños en las bóvedas pétreas. El arquitecto Antonio Serrano Peral intervino en el edificio reconstruyéndolas con sillería caliza y mortero de cemento portland. En la base del tambor de la cúpula se introdujo un zuncho de hormigón armado para reforzar dicha zona frente a esfuerzos de tracción. Todas estas restauraciones han modificado la construcción original de la Basílica de Santa María introduciendo materiales y sistemas constructivos propios del momento de cada intervención y bajo criterios aceptados como válidos en cada época ...

Dibujo de Antonio Serrano Peral con el nuevo pavimento de la Basílica de Santa María, colocado sobre el más antiguo de piedra el cual, contaba con varias lápidas sepulcrales (texto copiado del pie de imagen de la cátedra Pedro Ibarra).

El dibujo que encabeza la entrada y el plano "detalle del pavimento" pertenecen al proyecto de restauración de 1939 publicados en el catálogo de la exposición dedicada: Les empremtes del temps : construcció i restauració de la Basílica de Santa Maria = Las huellas del tiempo : construcción y restauración de la Basílica de Santa María : [exposició, 28 d'octubre al 19 de novembre de 2009]

La fotografía de los daños en la nave central y el ábside se publicó aquí: https://www.yporquenounblog.com/2015/07/eugeni-dors-en-la-restauracion-de-santa.html. Contiene fotografías de la iglesia, de la representación del Misteri y del andamiaje de la restauración que nos ocupa.

NOTAS 

 28 GARCÍA, J. J., NAVARRO, R. y SERRANO, A. “Las huellas del tiempo, opus cit.

 29 JAEN I URBAN, Gaspar. Antonio Serrano Peral (1907- 1968). Arquitecto moderno heterodoxo. Actas del I Congreso nacional Pioneros de la arquitectura moderna española: vigencia de su pensamiento y obra. Madrid: Fundación Alejandro de la Sota, 2014. ISBN 978-84-697-0296-3, pp. 440-451 http://hdl.handle. net/10045/40864 

30 SERRANO PERAL, Antonio, “Proyecto de restauración de la iglesia de Santa María de Elche”, Revista Nacional de Arquitectura, 37, 1945

31 y 32 SERRANO BRU, Antonio, “Serrano Peral y Santa María de Elche: Análisis crítico de la restauración de 1939”, Festa d’Elx, 56, p. 97-112


No hay comentarios:

Publicar un comentario