miércoles, 14 de agosto de 2019

Mon i Misteri de la Tramoya alta: Presentación


En octubre de 2018 tuve el privilegio de asistir al curso de Patrimonio inmaterial organizado por el Ayuntamiento de Elche. De él dí cuenta en dos entradas, que cito más abajo. Sin embargo no pude estar en la representación extraordinaria; quedó pendiente además reseñar la excelente tesis de Sixto Marco Lozano que analiza la evolución de la representación desde las tramoyas y la serie de entradas que le pretendía dedicar quedó sin cerrar. Lo que sigue es un intento de poner al día el tema aprovechando que el 12 de agosto estuve en la Tramoya alta de la Festa, gracias a una invitación de Santiago Penalva Alberola, tramoyista al que desde aquí agradezco el detalle.
Montaje de la tramoya alta del Misteri d’Elx. La viga de hierro que sustenta la plataforma aérea fue instalada por primera vez en 1922, motivo que atrajo de nuevo a Pedro Ibarra a fotografiar el proceso de montaje.
Para quien esto suscribe decir que no he encontrado una aproximación rigurosa que defina con precisión los elementos que forman parte del Misteri. Si empezamos por el espacio escénico en sentido estricto es la basílica pero el Misteri también se representa en la calle y no solo abarca a los actores, pues la Nit de l'Albà, auténtica puerta de la Festa de participación multitudinaria o la gente que acompaña a la virgen en su tránsito en la Nit de la Roà también forman parte de la representación, como los actos alrededor de la Venida en diciembre o las aleluyas en Semana Santa, episodios sucesivos de un ciclo festivo anual alrededor de la dormición y ascensión de la Virgen a los cielos. Algo parecido pasa con la tramoya: si pensamos en los elementos materiales que conforman el atrezo de la representación están los que forman parte de la tramoya baja (como el andador, las tribunas, el cadafal...) y la alta (el cielo, las redes y elementos de sujeción, la tarima, la porta del cel, el torno, la habitación de los ángeles...). 
Pedro Ibarra. Viga de la cabria, 1901
Con todo seguimos dejando lo esencial: los tramoyistas y en general todas las personas que hacen posible el desarrollo de la representación sin problemas. Una participación anónima que resulta esencial, todos ellos artífices de la Festa, a los que dedico esta entrada. 
Fotografía de D. Pedro Ibarra. Montaje de la cabria, 1901
Pedro Ibarra, montaje de la cabria,1922
Más de 30 personas intervienen de forma directa en la Tramoya alta, ocultos por la lona que representa el cielo y que ocupa en su totalidad la circunferencia inferior de la cúpula de Santa María. Encima de ella y junto a la trampilla que se conoce como "la porta del cel" por donde se descuelgan los aparatos celestiales se monta un pequeño tablado voladizo, reducido espacio en el que se hace todo lo necesario para que el espectáculo vertical funcione. 
Pedro Ibarra. Unión de la lona con la puerta del cielo. 1901
Falta mencionar el torno y las personas que lo mueven a mano, artilugio fundamental diseñado por el arquitecto Marcos Evangelio en el XVIII que permite sostener, subir y bajar los aparatos aéreos mediante fuertes maromas. El ventanal con vidriera orientado a levante en la base de la cúpula es el hueco que permite pasar las maromas desde el torno a la cabria pasando por la polea suspendida en el vértice de las vigas.
Pedro Ibarra, 1901. El torno y los torneros

Fuentes:
El curioso espectador observará que he utilizado parte de las dos series de fotografías de Don Pedro Ibarra dedicadas al montaje de la tramoya alta en 1901 y 1922, sacadas mayormente de la Cátedra Pedro Ibarra. A pesar de la continuidad esencial que reflejan las imágenes comparando las de antes con las de ahora, resulta atrevido y simplista pensar que no han habido cambios, algunos importantes como veremos.

Excelente artículo de divulgación:
Interesante relato de la tramoya alta:
Pinterest contiene una amplia recopilaciónde imágenes del montaje del cielo y de la tramoya alta, de las que he tomado algunas: https://www.pinterest.es/misteridelxofic/tramoya-alta/, en especial la que encabeza la entrada, de Jerónimo Muñoz
Mis entradas:

Los sonidos de Santa María (1)

En el marco del curso de formación dedicado en este caso a nuestro patrimonio inmaterial que organiza el Ayuntamiento para sus trabajadores, al que he acudido como oyente y que espero comentar aquí, he tenido algunas pequeñas sorpresas unas esperadas y otras no tanto pero igual de agradables. La primera es asistir a la audición como quien no quiere la cosa de los ensayos de la María del Misteri al coincidir la visita al templo con los preparativos de las representaciones extraordinarias con que cada dos años nos regalan el elenco de actores y tramoyistas de la Festa (los días 28, ... más »

Los sonidos de Santa María (2). Las campanas




Pedro Ibarra. 1901. Montaje de la cabria El mismo día que sucedió lo que conté en la entrada anterior *Joan Castaño *nos acompañó a lo que los participantes del Misterio denominan *el cel de Santa María*, el espacio en el que se desarrolla la tramoya aérea, invisible para el espectador porque lo tapa el cielo y oculta un lugar especialmente preparado para facilitar la bajada y subida de aparatos y cantores... más »